Posts Tagged ‘josé maría aznar

20
Jun
08

Lo que llega. Lo que se ¿va?

Todo llega. Al trabajador le llega el merecido descanso tras un año de madrugones y estrés. Al estudiante, las ansiadas vacaciones después de un tiempo de recogimiento y de haberse dejado los codos en la mesa. A los cerdos, San Martín. A las botellas de cava, el momento de ser descorchadas. A las cuentas de correo, el spam. A los fines de año, sus campanadas. Y al PP, su congreso -qué manera de estropearlo todo, ¿verdad?-.

Porque aunque parezca cercano al lustro el tiempo que llevamos hablando del congreso, la cruda realidad es que empieza hoy. Eso sí, ha debido circular algún bando interno instando al “todos con buena cara y mejor sonrisa”. Describa usted, en una palabra, el ánimo con el que todos los cabezas visibles del partido han recibido la noticia del nombramiento de María Dolores de Cospedal como Secretaria General. Tic, tac, tic, tac. Yo elegiría el palabro estupendástico. Ni en los mejores (¿?) tiempos de Aznar hubo tanta unanimidad y tanta condescendencia, oyes. Las discusiones sobre los valores y los principios de hace unas semanas parece que han quedado a un lado. El saco en el que cayeron no es que estuviera roto. Es que, directamente, no tenía fondo. Los valores ya no importan. Para qué, ¿verdad?

Además, el final de este round ya nos los sabemos: ganará Mariano sí o sí. Así que, encima, sin emoción ninguna. Hay que ver. Nada mejor ser tú mismo el único que pueda hacerte sombra, ¿verdad, Mariano? Y arriba la democracia, coño. Estaremos atentos.

Y mientras algunos estamos pendientes del congreso de un partido que se dice de la oposición pero no la ejerce, lo que también llega -y, además, para seguir dándole palos a nuestros bolsillos- es la aplicación de las nuevas tarifas del canon digital. Desde los 25 céntimos por CD grabable hasta los 100 euros en el caso de un disco duro de 1Tb (1000 Gb, que los hay) va el espectro del robo sin mano armada al que nos van a someter. El impuesto del ‘por si acaso’. El impuesto que, como ya dije hace tiempo, acaba con la presunción de inocencia.

La mafia de la SGAE ya tiene su parte del pastel gracias a este Gobierno -muy bueno para unas cosas y pésimo para otras, dicho sea de paso-. Ahora los ciudadanos queremos conocer las cuentas de la SGAE. Queremos saber quién se lleva la pasta -como diría Carmen Hornillos, quién se lo está “llevando crudito”-. Queremos claridad, puesto que lo pagamos bien pagado.

Sin embargo, hay grupos parlamentarios que están a otros asuntos -dónde va a parar- mucho más importantes. Iniciativa per Catalunya vuelve a la carga -otra vez- y hará que se debata en el Congreso si los simios deben tener, o no, los mismos derechos que los humanos. No es suficiente una ley contra el maltrato animal, no. Quieren que se les reconozca como homo sapiens.

Estos chicos de Iniciativa per Catalunya no deben tener problemas, puesto que tienen que inventarlos donde no los hay. ¿Qué tontería es esa del humanismo, verdad, Saura? ¡A la mierda los studia humanitatis! Qué cosas decían esos filósofos renacentistas filofascistas, desde luego. De antropocentrismo nada, hombre. Mucho mejor el antroposimiocentrismo. A años luz. Es más, vamos a hacer que los simios en Europa tengan más derechos y reciban más pelas mensuales que las que cualquier niño somalí tenga para subsistir un año. ¿Te parece? Más o menos lo que reciben las vacas de subvención, euro arriba, euro abajo.

20
May
08

Mentes preclaras

Como no soy amigo de llorar por quienes en vida me han parecido unos indeseables, tampoco lo haré por García-Calvo. Qué le vamos a hacer. Soy así de perverso. Aunque quiero que conste -en acta, si hace falta- que al enemigo lo prefiero vivo. Más que nada porque en el hoyo no se puede defender. Una pena que a la justicia no le diera tiempo a aclarar si realmente encañonó a un chavalito en una discusión de tráfico. Hubiera sido interesante saberlo. En fin. Descanse en paz. O como buenamente pueda.

Porque quienes no vamos a descansar vamos a ser los que a diario ponemos la Cope -aunque sólo sea un ratito-. Ya sea por placer, porque si no no hay manera de despegarnos las sábanas o por sadomasoquismo, tenemos seguro el entretenimiento. ¡Federico ha renovado contrato con la Cope! ¡Toma! Qué sería de las mañanas sin esos: “pero vamos a ver, Mariano”, esos “Cándido, malo. ¡Malo!”, esos “Zapatero está consumando el cambio de régimen, la segunda transición, ahora con la ayuda de Mariano”, esos “Gallardón, en su palacio de las ratas, vendido a Prisa”, esos “Pepiño, ‘esceto’, ‘conceto’, qué grandes momentos nos vas a dar”, esas referencias a Zetapé, Tigrekán II de Mongolia, Bermejinski, Rovireche -el héroe de Perpignán-, la Vicevogue… ¡qué mañanas tan aburridas tendríamos sin ti!

Casi, casi tan aburridas como cuando Aznar abre la boca. Pocos hombres tan crípticos -cuando quiere- o tan preclaros -cuando quiere también-. Ayer fue uno de esos días en los que, estoy seguro, disfrutó ante las cámaras. El ex presidente dijo ayer que, en política, lo “esencial” es “la confianza y la defensa de los principios”, como los “valores constitucionales, éticos y democráticos”. Vamos, que no dijo absolutamente nada -no llego a entender las conclusiones que de unas palabras tan huecas llegan a sacar algunos columnistas-, pero estoy seguro de que en su cabeza sonaba lo siguiente: “ale, Mariano, jódete. Que cuando abro la boca me hacen más caso que a ti. Y, además, todo el mundo sabe que el partido se echó al monte y se empezó a perder cuando yo me retiré… porque yo… yo… yo… y entonces yo…”.

No entiendo por qué el marido de Doña Ana Botella no participa en las tertulias de la Cope. Es un desperdicio de sabiduría. Parafraseando a Zerolo -que me cae ahí, ahí con Aznar- los días serían un sinfín de orgasmos. ¡De orgasmos antidemocráticos!